Politica para tecnociudadanos

Para empezar a hacer referencia tecnociudadanos, es necesario hablar primero sobre tecnología.

Las tecnologías no sólo son los artefactos, pues estas involucran instituciones, ciudadanos, naturaleza y valores. Cuando hablamos de tecnología, hablamos de poder. En otras palabras, sin tecnología no hay política.

La tecnopolítica es el campo de investigación y acción para la gobernanza y la participación de la ciudadanía en las decisiones sobre ciencia y la tecnología. Estudiamos y promovemos el diseño, la producción y uso de tecnologías que fortalezcan a la sociedad civil democrática.

Para aprender a vivir juntos necesitamos políticas públicas y prácticas sociales basadas en el conocimiento de tecnologías tanto democráticas como autoritarias. Tenemos el derecho y el deber de hablar y debatir sobre las vías de transporte, las viviendas, los sistemas de acueducto, el internet y demás infraestructuras ya que son el sustento material de todos nuestros derechos.

Ciertamente sin infraestructuras y tecnologías no podemos protegernos, movernos, alimentarnos, comunicarnos ni educarnos. Dependiendo de cómo las construimos y gestionamos, facilitan o dificultan la construcción de sociedades democráticas, pacíficas y justas. Pero para hablar, necesitamos aprender a desenredar la madeja tecnopolítica y reclamar los derechos ciudadanos.

Libros, artículos y otras publicaciones